Nuestra Visión

Nosotras, las guerrilleras farianas, pero no solamente nosotras... Nosotros y nosotras, combatientes, militantes de las FARC-EP, del Partido Comunista Clandestino y del Movimiento Bolivariano por la Nueva Colombia, tenemos una visión global del mundo, una lectura de la sociedad. Y queremos exponer nuestros puntos de vista sobre temáticas variadas con un denominador común: nos interesa y lo queremos compartir.

Las guerrilleras y guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia FARC-EP, reunidos en la ZVTN de La Elvira, Cauca, con enorme satisfacción informamos que hemos culminado con éxito el primer taller nacional de género realizado en toda la historia de nuestra organización.

Este inédito paso es una oportunidad histórica para potenciar la participación de todas las mujeres en la construcción de la paz y la reconciliación en Colombia.

Con esta actividad buscamos sentar las bases que nos permitan avanzar en el camino irreversible hacia la paz con justicia social que acordamos en La Habana. El trabajo de la subcomisión de género permitió incluir la visión y el enfoque de las mujeres y población LGBTI en el Acuerdo. Para las FARC-EP fue una prioridad. Estábamos seguras que un paso tan trascendental para Colombia y para el mundo debía incluir las reivindicaciones justas y necesarias de todas las mujeres de nuestro país.

La desigualdad en el acceso a la educación y empleos dignos, la criminalización y victimización de los derechos reproductivos de las mujeres, los feminicidios, la discriminación y la estigmatización deberán ser cosas del pasado. No dudamos que hoy estamos en la ruta indicada para la superación de estos problemas.

La reivindicación y el empoderamiento de las mujeres siempre constituyeron un eje central desde el inicio de nuestra lucha armada. En nuestra organización están presentes las campesina, las indígena, las mujeres afro descendientes, las estudiantes, las desplazadas, las trabajadoras. Como organización vimos y sentimos profundamente el sufrimiento de miles de mujeres madres, hijas, hermanas, víctimas del sistema dominante, violento y patriarcal, a quienes hoy les decimos que tengan la certeza que las FARC-EP estamos totalmente comprometidas para seguir luchando por sus derechos y contra ese sistema, ahora desde otros escenarios.

Nos empeñamos en seguir la tarea de generar condiciones que permitan avanzar en la transformación de relaciones inequitativas de poder entre hombres y mujeres y el respeto a la diversidad sexual.

Tenemos el fiel compromiso que cada uno de los aprendizajes y experiencias vividas en este importante taller las trasladaremos al seno de todos nuestros campamentos, a cada militante de la gran familia Fariana, con el objetivo de construir una sola línea organizativa que parta de la importancia de reconocer los derechos y la participación de las mujeres en todos los espacios de la implementación y reincorporación a la vida civil. Esta concepción se verá reflejada en el nuevo movimiento político que conformaremos.

Nuestras manos que un día sirvieron para empuñar las armas, hoy las ofrecemos para construir una Colombia justa, solidaria y equitativa.

Reciban nuestro abrazo solidario y estén seguras que cuentan con las FARC-EP para esta justa lucha revolucionaria.

Share