Nuestra Visión

Nosotras, las guerrilleras farianas, pero no solamente nosotras... Nosotros y nosotras, combatientes, militantes de las FARC-EP, del Partido Comunista Clandestino y del Movimiento Bolivariano por la Nueva Colombia, tenemos una visión global del mundo, una lectura de la sociedad. Y queremos exponer nuestros puntos de vista sobre temáticas variadas con un denominador común: nos interesa y lo queremos compartir.

Nuestra Visión

LA VIOLENCIA ME HIZO GUERRILLERA

WhatsApp Image 2017 03 15 at 9.42.06 AM

Yo era una campesina. Vivía con mis padres y 6 hermanos en el campo en la vereda el narciso, a 3 horas en escalera del municipio de Urrao, Antioquia. Como muchos campesinos sobrevivíamos apenas con lo que cultivábamos.

MUJER

91824 12Gracias por hacer que nuestras tristezas
se conviertan en alegrías, nuestro llanto en risas,

Primer Taller Nacional de Género de las FARC-EP La Elvira, Municipio de Buenos Aires, Cauca.

photo 2017 03 14 21 36 42Febrero, 2017

Durante más de diez días del mes de febrero, tuvimos la oportunidad de acompañar y facilitar el primer curso nacional de género realizado por las FARC-EP en el marco del proceso de reincorporación de las guerrilleras y guerrilleros a la vida civil y, sobre todo, el inicio de su actividad política sin armas, la cual no debe ser ajena a una construcción propia, fariana, sobre las relaciones de género en la sociedad Colombiana y el desarrollo de una política acerca de estas cuestiones

Mujer es sensibilidad, vida y sueños

16230537 1813986355525892 9157608219172929536 nLa piel femenina se funde a diario con una historia y cultura viciadas por la falta de reconocimiento de sus derechos. Cuántas mujeres son violentadas, abusadas, explotadas y discriminadas para obtener de ellas beneficios económicos. A la par, millones de mujeres en el mundo demuestran con su rebeldía, que ser gestoras de vida las legitima para exigir sus reivindicaciones.

Hoy más que nunca el género femenino debe erigirse como revolucionario, ser protagonista de los cambios para que a la par con el hombre logremos una sociedad igualitaria. Debemos luchar cada día para que nuestros hijos tengan una vida mejor con igualdad de derechos y gocen de la Paz Estable y Duradera.

Las mujeres farianas homenajeamos y sentimos orgullo por las luchas femeninas en pro de la igualdad de derechos, porque las FARC-EP tienen rostro de mujer, porque cada paso que damos las mujeres es un avance para la humanidad, más aún cuando ellas se deciden por la lucha socialista.

Ser mujer es sinónimo de vida, de alegría, de deseos de superación y lucha. Únete a nosotras para reclamar la implementación de los acuerdos de paz de La Habana, porque queremos que florezca el nuevo amanecer. Y esto lo lograremos estando unidas y organizadas. Recuerda, la mujer que lucha es el germen de la nueva sociedad.

Organízate y lucha, solo así seremos verdaderamente libres.

Reflexiones desde el taller de género PTN Amaury Rodríguez

Vereda Conejo, Fonseca, Guajira.

A partir del ejercicio de reconocer momentos y luchas en la historia colombiana, cuyas protagonistas fueron mujeres, casi siempre invisibilizadas, las y los participantes del taller de género, escribieron los siguientes relatos:

UN PAIS CON ROSTRO DE MUJER

El Día Internacional de la Mujer es una fecha de conmemoración de las victorias de las mujeres de todos los continentes, aunque motivada por un hecho trágico, representa la justeza de la causa emancipadora de todas las mujeres trabajadoras y explotadas de la tierra, que aunque separadas por fronteras nacionales y diferencias étnicas, lingüísticas, culturales y políticas, nos unimos en la remembranza de nuestras heroínas y el orgullo de ser continuadoras de la lucha por la igualdad, la justicia y la paz.

SALUDO A LAS MUJERES DE LA PAZ

kkjHoy 8 de marzo, Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras

Es un honor extender un saludo desde las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia Ejército del Pueblo FARC-EP, a todas las mujeres en Colombia y en el mundo, que enarbolan las banderas de la dignidad femenina, como requisito ineludible para la construcción de paz con justicia social, que incluya realmente a la diversidad y a la diferencia, con igualdad, respeto y equidad.

A lo largo de los últimos 53 años, valientes mujeres han caminado las trochas de nuestro hermoso país, estas guerreras han subido montañas, atravesado ríos y curado enfermos; han asumido en igualdad de condiciones con los hombres las rudezas y las crudezas de la vida guerrillera. Nuestras camaradas son un ejemplo de amor y lucha, ellas sí que nos han enseñado el valor de la vida y son ellas quienes con su inmensa capacidad de resiliencia hoy nos ayudan a construir la paz estable, duradera e incluyente que necesita el país.

El tiempo de Colombia, es tiempo de cambio. Hoy las mujeres y los hombres de nuestra organización marchamos hacia la implementación del Acuerdo Final y sentimos un profundo orgullo al reconocer que esta es la primera negociación de un conflicto armado en la historia del mundo, que asume la aplicación del enfoque de género como elemento transversal en la construcción de paz. Ustedes camaradas y compañeras son las protagonistas de este hecho y serán fundamentales en esta nueva faceta del trabajo político, que ahora es nuestra trinchera de lucha.

Es lamentable que en pleno siglo XXI se sigan presentando abominables hechos de victimización en contra de las mujeres en Colombia. En promedio, cada día cuatro mujeres son víctimas de feminicidio y el 90% de los casos se encuentran en la total impunidad; además cada día son 22 las niñas que se convierten en víctimas de abuso sexual. En 2016, el Instituto de Medicina Legal registró 6.485 casos de agresión a mujeres, de los cuales 731 terminaron en muertes, mientras que en lo que va del 2017 han asesinado más de 5 lideresas sociales en diferentes lugares del país, lo que ha hecho de Colombia uno de los diez países con mayor índice de feminicidios en el mundo.

Lo anterior, antes que desalentar nuestra lucha, la impulsa. Por ello, desde las FARC EP saludamos y apoyamos el “Paro Internacional de Mujeres”, pues se hace necesario un ejercicio de la solidaridad de género que trascienda las fronteras. Es urgente elevar un grito en contra de los abusos y de la desigualdad económica, social y política en contra de las mujeres a lo largo y ancho del mundo. Es el momento de exigir el reconocimiento de las tareas domésticas, del cuidado y de la reproducción de la vida como un trabajo, que aun sin ser remunerado, se constituye en otra jornada laboral.

Las mujeres colombianas son inspiración y ejemplo, es admirable su fuerza, convicción y entrega a la hora de afrontar el duro día a día. Son inmensas las cargas que el modelo actual impone sobre sus hombros. Es el momento de reconocer la lucha de las campesinas, indígenas, mujeres negras y todas aquellas que dignifican y habitan los campos y las zonas rurales, porque entre muchos aportes que emanan de ellas, es claro que sin estas mujeres la vida en las ciudades sería inviable.

Así mismo, defendemos el coraje y el compromiso de las trabajadoras de las ciudades. Nos referimos a las académicas, las estudiantes, las artistas, las cuidadoras, las desempleadas, las amas de casa y todas aquellas que afrontan con entereza las afujías de una brecha laboral desigual y abusiva. Sin ustedes la construcción de la paz con justicia social es tan solo una quimera, por lo que respetamos su tesón y compartimos su entrega en las tareas que lideran.

Sabemos que la causa de un país mejor es un asunto de todos y todas. Hemos entendido el papel protagónico que las mujeres tienen en la construcción de la paz con justicia social y sabemos que es arduo el camino, que serán múltiples los ataques en esa búsqueda y para nuestra organización hoy es clara la responsabilidad que tenemos frente a la materialización efectiva del enfoque de género como aspecto transversal, no sólo del acuerdo, sino de nuestra vida. Cuidaremos con celo su correcta aplicación y manifestamos nuestro apoyo claro a las lideresas que hoy nos acompañan en ese camino. A todas ellas muchas gracias por sus aportes.

Faltarán siempre palabras para manifestar nuestra admiración a aquellas mujeres que ofrendaron su vida a favor de nuestra lucha. Para ustedes honor y gloria. Esperamos con ansia a las que están privadas de la libertad y a aquellas camaradas, compañeras, amigas, hijas, madres que nos acompañan en el día a día, a quienes les manifestamos nuestro deseo de seguir caminando a su lado para seguir aprendiendo con ustedes. Nuestro más caluroso abrazo de esperanza para todas las mujeres víctimas del conflicto, con especial mención para las madres, hijas y compañeras de caídos y caídas en esta guerra. Sus reivindicaciones y banderas de lucha son muestra de lo mucho que nos falta por construir y estamos seguros que juntos y juntas lo lograremos.

ESTADO MAYOR CENTRAL FARC-EP

8 de marzo de 2017.

Las Mujeres de las FARC-EP nos unimos al Paro Internacional de Mujeres

kasEl próximo 8 de marzo el movimiento internacional de mujeres y feministas se ha propuesto conmemorar el Día Internacional de la Mujer trabajadora, con una jornada de paro mundial que se exprese en acciones encaminadas a suspender por un momento las diversas actividades en las economías informales. Las mujeres del mundo se van a la huelga!, se organizan y se encuentran para plantear alternativas a la actual crisis capitalista colonial, la cual profundiza las violencias patriarcales que ocasionan las altas tasas de feminicidios en América latina y el mundo, los desplazamientos, las guerras, la muerte de mujeres por abortos mal practicados, la subordinación y discriminación de las mujeres en los escenarios de participación política. Con consignas como #NosotrasParamos #NoEstamosTodas #NosotrasNosOrganizamos #LaInternacionalFeminista y #NosMueveElDeseo las mujeres escriben un importante llamamiento para esta particular y emotiva conmemoración del 8 de Marzo, donde además se convoca a que “pongamos en práctica el mundo en el que queremos vivir” denunciando todas las trabas que en la actualidad no nos permiten avanzar en la aplicación de nuestros derechos.

No estamos solos, hay un pueblo que nos acompaña

La vida es de contrastes y contradicciones. Los contrastes la hacen bella y de las contradicciones surge lo nuevo. Cuando las contradicciones son antagónicas, como en la lucha de clases sociales, la solución implica también el surgimiento de lo nuevo, pero casi siempre con dolor y sufrimiento. De enormes sacrificios sabemos mucho en las FARC, como de estoicismo, de las características de ahora contradictor político, de sus limitaciones reales y de su “mala leche”.

Hedy Lamarr, entre el ingenio y la belleza

“Cualquier chica puede ser glamourosa.

Lo único que tienes que hacer es quedarte quieta y

parecer estúpida”.

Hedy Lamarr

Carta abierta a las Mujeres de Colombia y el mundo

Las guerrilleras y guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia FARC-EP, reunidos en la ZVTN de La Elvira, Cauca, con enorme satisfacción informamos que hemos culminado con éxito el primer taller nacional de género realizado en toda la historia de nuestra organización.

Este inédito paso es una oportunidad histórica para potenciar la participación de todas las mujeres en la construcción de la paz y la reconciliación en Colombia.

Con esta actividad buscamos sentar las bases que nos permitan avanzar en el camino irreversible hacia la paz con justicia social que acordamos en La Habana. El trabajo de la subcomisión de género permitió incluir la visión y el enfoque de las mujeres y población LGBTI en el Acuerdo. Para las FARC-EP fue una prioridad. Estábamos seguras que un paso tan trascendental para Colombia y para el mundo debía incluir las reivindicaciones justas y necesarias de todas las mujeres de nuestro país.

La desigualdad en el acceso a la educación y empleos dignos, la criminalización y victimización de los derechos reproductivos de las mujeres, los feminicidios, la discriminación y la estigmatización deberán ser cosas del pasado. No dudamos que hoy estamos en la ruta indicada para la superación de estos problemas.

La reivindicación y el empoderamiento de las mujeres siempre constituyeron un eje central desde el inicio de nuestra lucha armada. En nuestra organización están presentes las campesina, las indígena, las mujeres afro descendientes, las estudiantes, las desplazadas, las trabajadoras. Como organización vimos y sentimos profundamente el sufrimiento de miles de mujeres madres, hijas, hermanas, víctimas del sistema dominante, violento y patriarcal, a quienes hoy les decimos que tengan la certeza que las FARC-EP estamos totalmente comprometidas para seguir luchando por sus derechos y contra ese sistema, ahora desde otros escenarios.

Nos empeñamos en seguir la tarea de generar condiciones que permitan avanzar en la transformación de relaciones inequitativas de poder entre hombres y mujeres y el respeto a la diversidad sexual.

Tenemos el fiel compromiso que cada uno de los aprendizajes y experiencias vividas en este importante taller las trasladaremos al seno de todos nuestros campamentos, a cada militante de la gran familia Fariana, con el objetivo de construir una sola línea organizativa que parta de la importancia de reconocer los derechos y la participación de las mujeres en todos los espacios de la implementación y reincorporación a la vida civil. Esta concepción se verá reflejada en el nuevo movimiento político que conformaremos.

Nuestras manos que un día sirvieron para empuñar las armas, hoy las ofrecemos para construir una Colombia justa, solidaria y equitativa.

Reciban nuestro abrazo solidario y estén seguras que cuentan con las FARC-EP para esta justa lucha revolucionaria.