Vivencias

  • Poemas VI

    Para un mejor amor

    Nadie discute que el sexo

    es una categoría en el mundo de la pareja:

    de ahí la ternura y sus ramas salvajes.

    Nadie discute que el sexo

    es una categoría familiar:

    de ahí los hijos,

    las noches en común

    y los días divididos

    (él, buscando el pan en la calle,

    en las oficinas o en las fábricas;

    ella, en la retaguardia de los oficios domésticos,

    en la estrategia y la táctica de la cocina

    que permitan sobrevivir en la batalla común

    siquiera hasta el final del mes).

    Nadie discute que el sexo

    es una categoría económica:

    basta mencionar la prostitución,

    las modas,

    las secciones de los diarios que sólo son para ella

    o sólo son para él.

    Donde empiezan los líos

    es a partir de que una mujer dice

    que el sexo es una categoría política.

    Porque cuando una mujer dice

    que el sexo es una categoría política

    puede comenzar a dejar de ser mujer en sí

    para convertirse en mujer para sí,

    constituir a la mujer en mujer

    a partir de su humanidad

    y no del sexo,

    saber que el desodorante mágico con sabor a limón

    y jabón que acaricia voluptuosamente su piel

    son fabricados por la misma empresa que fabrica el napalm,

    saber que las labores propias del hogar

    son las labores propias de la clase social a que pertenece ese hogar,

    que la diferencia de sexos

    brilla mucho mejor en la profunda noche amorosa

    cuando se conocen todos esos secretos

    que nos mantenían enmascarados y ajenos.

  • Qué cosa con los profes

    Si usted tiene la posibilidad de caminar en su memoria y hace el ejercicio de recordar los “mejores años de su vida” sin duda llegará al recreo, se acordará de la copia, pensará en el profe o la profe que lo rajaba o que se la montaba o quizá le brincará algo en el estómago pensando en el beso que le dio o le dieron en un pasillo, debajo de unas escaleras o en un salón. Si se esfuerza un poco más por transitar en su baúl de anécdotas, llegará a la previa, a la cucha de química o al man de sociales, pensará en la profe buena o en el cucho que aguantaba, se llenará de orgullo porque logró graduarse o porque casi se tira el año pero lo salvó en recuperaciones.

    VER DOCUMENTO COMPLETO EN PDF AQUI

  • Reflexiones desde el taller de género

    nasEn el marco del primer taller de género de las FARC EP hicimos un ejercicio en el que imaginamos que momentos de la historia pudieron haberse contado distinto para cambiar la relación entre hombres y mujeres y hacerla más equitativa, aqui dos ejemplos:
  • Respuestas desde el exilio...

    Desde una esquina del mundo

    Nos tocó muy duro, salir del país en medio de la muerte de mi marido, de tanta matazón, fue duro. Yo solo tenía un hijo y con la ropita alcancé a llegar a la embajada, fue en lo que me insistió mi familia, después de durar 3 meses escondida. Desde hace más de 20 años vivo fuera del país. ¿Una opción? quizás, pero no es fácil. Nadie entiende que aprender un idioma, acostumbrarse a la comida, al frío, a la cultura, a los gestos, a la exclusión y también la inclusión no es sencillo.

    read in english

  • Retratos del cine: los retos de ser mujer en culturas radicales

    Violaciones sexuales y de derechos, matrimonios forzados, ataques físicos y mentales y la anulación de sus opiniones, son tan solo algunos de los testimonios que el mundo ha podido ver y que han sido contados a través de las voces de algunas mujeres que aún siguen siendo subyugadas por temas religiosos o legales en sociedades patriarcales y fundamentalistas.

    Hay datos reveladores que han llevado al mundo a girar la cabeza a ese mundo desconocido para muchos, por ejemplo, en la Primavera Árabe en el año 2010 en occidente se registró un fenómeno que las mujeres egipcias habían sufrido en silencio, según una ONG vinculada a la ONU, más del 80% de ellas habían padecido en su vida algún tipo de acoso sexual. Así lo informó un sólido artículo del diario El País. Para ver más haz clic aquí.

  • Revolución en punto cero: Trabajo doméstico, reproducción y luchas feministas

    En la biblioteca feminista de Mujer Fariana compartimos hace algún tiempo el libro “Caliban y la bruja” de la italiana Silvia Federici. Ahora continuamos nutriendo nuestro rincón teórico con “Revolución en punto cero: Trabajo doméstico, reproducción y luchas feministas”, publicado por la Casa Editorial Traficantes de Sueños, de España.

  • Saber y poder: Vivencias de mujeres académicas

    Para conocer las experiencias de mujeres en espacios de poder dentro del mundo académico, en este trabajo se propusieron a analizar la vida de seis mujeres en la Universidad Autónoma de México y seis en la Universidad de La Habana

  • Semblanzas: Farianas y Paz

    Conocer tantas mujeres valientes y aguerridas, deja una enseñanza de paz enorme, dejar un arma para optar por construir la paz y garantizar la no repetición, es no solo un acto de valentía si no la más inmensa solidaridad.

  • Ser mujer: el precio de cuidar a los niños

    La mitad de las mujeres latinoamericanas en edad de trabajar no lo hace y la otra mitad que sí trabaja gana salarios considerablemente más bajos que sus compañeros varones. Estos datos, por llamativos que sean, no resultan sorprendentes. Lamentablemente, estamos acostumbrados a titulares de este estilo y a que exhaustivos estudios analicen las diferencias de género en el ámbito laboral y muestren la inequívoca posición de desventaja de las mujeres.
    Sin embargo, América Latina y el Caribe han hecho desde hace décadas enormes avances en materia educativa que se han traducido en una reducción significativa de las diferencias de formación que existían entre hombres y mujeres. Y con todo, esa mejor preparación académica de las mujeres no se está traduciendo en una mayor participación en el mercado laboral ni en la paridad salarial. ¿Qué está pasando?La maternidad.
  • Siguen firmes

    Los viejos guerreros y guerreras, sí, los del 4º, 37, 20, 33, de la Eduardo Mahecha del 24 y todos y todas quienes han luchado de manera incansable por un futuro mejor, estaban ahí. Fue inmensa la alegría, encontrarles, como siempre, formando y educando a las nuevas generaciones. Recibían al amigo y compañero, a su comandante, a Pastor Alape y a quienes llegamos al Bloque Magdalena Medio, a la pedagogía de paz,  el 3 de marzo pasado. También los campesinos de esa zona que con gran expectativa y admiración veían llegar un helicóptero no para lanzar bombas de terror si no para llevar un mensaje de paz.

  • Silvia Federici: “La violencia es una constante en la vida de la mujer bajo el capitalismo”

    Silvia Federici es un gran referente del movimiento feminista internacional. Demostrado ha quedado este lunes tras el rotundo éxito de la conferencia Capitalismo y violencia contra las mujeres en Madrid. El evento, organizado por Traficante de Sueños, ha tratado las opresiones hacia las mujeres en el sistema actual: el trabajo productivo y reproductivo desde una perspectiva de género y las diferentes formas de violencia pública y doméstica.

  • Sin Mujeres, no hay “Energía”

    Imaginen una reunión donde hay cien personas discutiendo diversos temas de interés e importancia; cien personas que debaten, eligen, discuten, aprenden y toman decisiones.

    Las mujeres en el sector energético. Foto Pixinio.

    Cien personas cuyas palabras son escuchadas por miles de otras y cuyas decisiones le cambian la vida, quizás a millones, y entre ellos usted. Ahora imaginen que de esas cien personas, sólo cinco son mujeres; ¿inequitativo, no? Esa es la realidad de las Juntas Directivas de las principales empresas de energía del mundo.

    LEER MAS ---> https://www.revistavirtualpro.com/noticias/sin-mujeres-no-hay-energia-

  • Sobre crímenes de Estado contra sus familias (III)

    Una crónica de Johanna Ruiz,que narra su propia historia.

    Colombia es un país inmensamente rico, bellas regiones con gente muy bella, pero desgraciadamente esta Colombia ha sido manchada con la sangre de hombres y mujeres que no han hecho sino cultivar la tierra para sobrevivir, su delito ha sido ese y el de ser militantes de izquierda.

  • Sus muertes no quedarán en la impunidad

    Mi nombre es Julieth Rojas, soy guerrillera del Bloque Efraín Guzmán de las FARC-EP desde el 2001.

    Vivía en la vereda Playas Altas del corregimiento San José de Apartadó, éramos 5 hermanos. Teníamos una vida tranquila, yo estudiaba en la escuela de la vereda, la cual me quedaba a una hora de camino río arriba. Estudie hasta 5to de primaria y no pude estudiar más porque para hacerlo me tocaba ir hasta el pueblo en donde no tenía un lugar para vivir. Entonces tuve que quedarme en casa ayudándole a mi mamá y a ratos también  me iba con mi papá a limpiar la platanera, la cacaotera, el potrero, etc.

  • Taller de Equidad de Genero en el BOCAC

    Compartimos este video que nos hacen llegar guerrilleras y guerrilleros del Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano (BOCAC), en el que nos muestran el trabajo realizado en el taller de género en los campamentos farianos. Así se prepara nuestra gente para construir la Paz con Justicia Social con. relaciones de equidad entre hombres y mujeres, respeto por la diferencia y la diversidad.

    https://youtu.be/JQCrnWvie1c

  • Tejidos que lleva el alma: Memoria de las mujeres mayas sobrevivientes de violación sexual durante el conflicto armado

    Conflicto armado, violencia sexual, mujeres, indígenas...elementos comunes de la historia de nuestro continente.

    La memoria de las mujeres mayas que sobrevivieron al conflicto armado guatemalteco está marcada por la violencia patriarcal, venida de enemigos y camaradas.

  • Territorios de paz

    El Chocó es uno de los treinta y dos departamentos de Colombia, localizado en el noroeste del país, en la región de Pacífico Colombiano, comprende las selvas del Darién y las cuencas de los ríos Atrato y San Juan. Es un departamento con mucha diversidad, riquezas hídricas, culturales y los minerales cubren gran parte del territorio.

  • Un sueño que se hizo realidad

    El 20 de febrero de 2012 a las 10:00 de la mañana salimos del aeropuerto de Maiquetía, de la hermana República de Venezuela, en una pequeña aeronave que nos conducirían a la Cuba rebelde de Fidel. El grupo de avanzada estuvo compuesto por el camarada Mauricio Jaramillo, jefe de la Delegación, Ricardo Téllez, Marco León  Calarcá, Andrés Paris, Sandra Ramírez y mi persona, quienes fuimos designados por el Secretariado Nacional de las FARC-EP para explorar, discutir y acordar una Agenda de diálogos con el gobierno de Juan Manuel Santos.

  • Una cultura como opción de desarrollo

    Los ríos de la costa pacífica siempre se han caracterizado por su limpidez y fuertes corrientes, en sus aguas la gran variedad de peces y moluscos han sido el sustento y vida de todos los habitantes rivereños.

  • Una hija de la guerrilla

    Para la madre, la amiga y la compañera.

    Mis padres decidieron entregar su vida a la lucha. Durante años contribuyeron a forjar ese sueño que hoy podemos llamar FARC-EP.

    Mi papá, siendo líder sindical sufrió la persecución estatal hasta que dejó atrás su vida de civil, a su esposa y a sus hijos. Así llegó a la guerrilla. Mi mamá, siendo militante de la Juventud Comunista decidió cambiar su vida.