Cultura

  • Haydée Santamaría Cuadrado

    Un revolucionario tiene que tener condición humana...

    Yeyé nació el 30 de diciembre de 1923 en el Central azucarero “Constancia” (que es hoy el “Abel Santamaría”), ubicado en Encrucijada, Las Villas, provincia del centro de Cuba. Sus padres eran españoles que habían llegado a la Isla de pequeños, se casaron y tuvieron cinco hijos: dos varones y tres hembras, Haydée era la mayor. Allí asistió a una escuelita rural propia de la zona, y luego de terminar estudios primarios ingresó a la Escuela de Enfermeras, pero no terminó su formación.

  • Homenaje a Manuel Marulanda Vélez

    En Génova, Quindío, cuando todavía era el viejo Caldas, nace Pedro Antonio Marín, su padre asegura que fue el 12 de mayo de 1928. El mismo Pedro Antonio dice “Mire, yo nací no sé propiamente la fecha, el mes si lo sé, mayo de 1930”. Una confusión que nunca se aclaró.

  • Jineologî (ciencia de mujeres): sabiduría para la liberación

    La Jineologî presupone un cambio radical en el modo de leer el universo, en una cosmovisión otra, es un cambio de paradigma. La primera vez que esta palabra aparece en algún tipo de registro es en 2003, en el texto Sociología de la Libertad, de Abdullah Öcalan. Allí, el líder del Movimiento de Liberación Kurdo, se refiere a ella para expresar la necesidad de una ciencia de mujeres como base fundamental para una sociedad libre, igualitaria y democrática, donde el Confederalismo Democrático -sistema social basado en la liberación de los géneros y la ecología-, fuera posible.

    El término Jineologî está compuesto de la palabra kurda "jîn" que significa mujer y proviene de la raíz "jiyan" (vida) y el sufijo "-ologî", que proviene del griego y puede designarse como logos, ciencia, estudio. Por lo cual, podríamos traducir la palabra Jineologî como ciencia de mujeres.

  • La bolchevique enamorada

    La novela “La bolchevique enamorada” nos acerca a las contradicciones en el amor de Vassilissa, una joven bolchevique y Volodya, un atractivo anarquista. Amor y compromiso con el pueblo y la revolución serán los principales temas de este libro, que la crítica literaria ha tildado varias veces de autobiográfico.

     

  • La Isla del Castigo: "Me dejaron allí para morir por haber quedado embarazada cuando tenía 12 años"

    En partes de Uganda, en África, las jóvenes que no estaban casadas y quedaban embarazadas solían ser una vergüenza para sus familias. Por ello se les llevaba a una pequeña isla para que allí murieran. Las que tenían suerte eran rescatadas. Una de ellas aún está viva y la corresponsal de la BBC, Patience Atuhaire, le siguió la pista para que nos contara su historia.

  • La montaña y sus colores

    Inti Maleywua

    Inti Maleywa es una joven guerrillera, que ha entremezclado sus convicciones, sus luchas, con el color y la expresividad de la naturaleza que acoge sus pasos de revolucionaria en las selvas colombianas.

    Las injusticias cometidas por el Estado contra el pueblo colombiano y la necesidad de la construcción de una sociedad más digna, libre y en paz con justicia social, motivaron su ingreso a las FARC-EP. Encuentra en el arte una forma de ilustrar la realidad del país y el imaginario de nuestra organización, combinado con flores, animales, montañas...

  • La mujer habitada

    Una historia de resistencia nos entrega la escritora y feminista nicaragüense Gioconda Belli. Lavinia, la protagonista de esta novela, se revela contra la tradición masculina que la domina y decide participar activamente en sucesos que transforman la sociedad. Luego de estudiar arquitectura en Europa, su perspectiva de la vida ha cambiado totalmente. Estimulada por la fuerza del amor se adentra en la lucha contra la dictadura de Somoza.

  • La música de Nina Simone

    1943: 10 años de edad. Su primer concierto. Llevaba seis años tocando el piano. Fue el primer éxito musical de su vida y el primer choque con el racismo: mientras tocaba, sus padres fueron obligados a salir de la primera fila y a situarse en el fondo de la sala, para dar espacio a los espectadores blancos.

  • La paz la encontramos en la montaña y sus colores

    Inti Maleywa es una joven guerrillera, que ha entremezclado sus convicciones, sus luchas, con el color y la expresividad de la naturaleza que acoge sus pasos de revolucionaria en las selvas colombianas.

  • LA PRIMERA CINEASTA DE LA HISTORIA FUE MUJER. ¡RODÓ MÁS DE 900 PELÍCULAS, CONOCE SU VIDA Y SU OBRA!

    Alice Guy (Saint-Mandé, 1 de julio de 1873 – Mahwah, de Nueva Suéter, 24 de marzo de 1968) fue la primera persona en ser realizador de una película, la creadora del cine narrativo y de la narración cultural superando el cine de mostración de los hermanos Lumiere y sentando las bases de lo que en el futuro se ha considerado ficción.

  • LAS MUJERES SOMOS REBELDÍA, SOMOS LUCHA POPULAR Y PAZ.

    A causa del histórico descontento de nuestro país y del trato discriminatorio hacia la mujer al lado de la crisis social, económica y política que vivimos, centenares de mujeres tomamos la decisión de ingresar a las FARC EP.

  • Lo Que No Se Cuenta De La Independencia De América

    Hoy 20 de Julio queremos recordar a grandes mujeres a las que Colombia y América les deben enorme gratitud, fueron valientes luchadoras, revolucionarias que ofrendaron sus vidas por la libertad de nuestra patria, que derramaron su sangre por los suelos de nuestra América, “ellas son la historia oculta de la independencia”.

  • Los juguetes de Kelly

    Kelly es una joven guerrillera para quien la estancia en la guerrilla le cambio la vida. Al lado de la guerrillerada aprende muchas cosas, entre esas a tocar algunos instrumentos musicales y a cantar diversos ritmos. Y en ese trasegar de la vida nos cuenta apartes de su vida antes de ingresar a las FARC-EP; cuáles eran sus juguetes cuando pequeña, por ejemplo.

     

     

  • Marcela Reyes Harris

    Marcela Reyes Harris, joven poeta y productora cultural de Antofagasta, Chile (1972).
    Fundadora de la revista literaria Musaraña, es creadora y directora del taller de creación literaria Huanta, dirigido a los internos del Centro de Cumplimiento Penitenciario de la ciudad de La Serena; además del taller literario Barco de Papel, con los niños y niñas de la Escuela Metodista de Coquimbo.

  • MUJER

    803701823 97872 16051096237331513778Te pienso y pienso en ella: en mi madre. También aparecen en mi mente: mi amada, misa hermanas, mis compañeras de lucha guerrillera... sí. En cada una campesina, indígena, mujer de las negritudes, en cada mujer se en enrumba en mi pensamiento.

    Por ti mujer he nacido, he vivido, he luchado y si por ti he de morir, por defenderte y representarte en cualquier escenario de la compleja lucha de clases, sin duda alguna lo haré. Hoy marcho contigo de la mano hacia la paz y con tu compañía me siento seguro. Sí, seguro, porque la historia ha demostrado que donde tu estás, mujer, participando de los procesos revolucionarios, en cualquier parte del mundo, sea triunfado.

    Tus manos tiernas serán forjadoras de la nueva nación que todas y todos anhelamos.

    Por eso mujer, cuando pienso en ti mas motivación de luchar por los cambios fundamentales de Colombia y el mundo siento.

    Hoy y siempre ¡te pensaré mujer!

     

  • MUJER

    91824 12Gracias por hacer que nuestras tristezas
    se conviertan en alegrías, nuestro llanto en risas,
  • Mujeres en la literatura

    Uno de los espacios donde la marginación de las mujeres está más normalizada es la literatura, o más ampliamente, la escritura : una persona puede acabar tranquilamente la escuela (y muchas veces la universidad) sin haber leído nunca un libro escrito por una mujer, ya sea porque las autoras son apenas mencionadas en el currículo o porque ninguna de sus obras se impone como lectura obligatoria.

    https://youtu.be/ilLssh6jW1g

    Mujer Fariana aprovecha la conmemoración del día internacional del libro para cuestionar mecanismos del sistema patriarcal, como este, más imperceptibles pero más difíciles de combatir, puesto que nos acostumbramos a ellos (se han convertido en tradiciones, cánones y hasta “sentido común”).

    Así es que a lo largo de la historia, muchas mujeres han debido luchar para que su calidad literaria haya sido valorada. Escritoras a las que se ha invisibilizado, que han tenido que publicar bajo seudónimo masculino o que han tardado siglos en obtener reconocimiento.

    Mencionaremos algunas, cuyas obras han sido muy significativas en distintos momentos históricos:

    1. Alejandra Kolontai destacada política y feminista rusa

    una de las más completas pensadoras socialistas. Por eso sus obras nunca dejan de hablarnos y nos hablan a través de los distintos periodos de nuestras vidas y de las distintas etapas de las luchas por los derechos de las mujeres.

    Escritos como AUTOBIOGRAFÍA DE UNA MUJER SEXUALMENTE EMANCIPADA Y OTROS TEXTOS SOBRE EL AMOR, revelan su valentía, nobleza y autenticidad.

    2. “¿Qué necesitan las mujeres para escribir buenas novelas? Independencia económica y personal: ¡UNA HABITACIÓN PROPIA!. Tras esta premisa se esconde la reflexión de la novelista, ensayista, editora, feminista y cuentista británica, Virginia Woolf. Porque la literatura, no sirve solo para contar historias: también nos representa, nos cuestiona y nos ayuda a pensarnos como individuos y como integrantes de la sociedad, recomendamos:¡UNA HABITACIÓN PROPIA!.

    3. La novelista estadounidense Kathryn Stockett retrató

    La sociedad del sur de Estados Unidos en los años 60 en su obra Criadas y señoras, a través de tres narradoras que nos dejan ver la situación de las empleadas afroamericanas de familias pudientes blancas. Una importante herramienta para entender la particular discriminación sufrida por las mujeres negras.

    4. ¡Aplauso ensordecedor! Nos merece la primera escritora latinoamericana en recibir el premio Nobel de Literatura. Gabriela Mistral, Fue una destacada poetisa, diplomática, feminista, y pedagoga chilena.

    Resaltamos hoy una de sus más importantes obras, POR LA HUMANIDAD FUTURA. En ella, se recogen sus textos de temas políticos, sociales y pedagógicos.

    5. En su obra Persépolis, Marjane Satrapi, historietista, guionista, dibujante, pintora y realizadora franco iraní

    narra, en forma de novela gráfica, los primeros años de su vida y los cambios que tuvieron lugar con la revolución iraní de 1979.. Su lucha por la igualdad la han convertido en un ícono feminista.

    6. ¿Que las mujeres -además de guerrilleras, no podemos ser escritoras-? Eran los años 70 cuando Gioconda Belli pulicó sus primeros textos y de inmediato generó polémica debido a la manera en que la poeta nicaragüense abordaba el cuerpo y la sensualidad femeninas. Ese espíritu combativo la hizo integrante del Frente Sandinista de Liberación Nacional.

    Resaltamos su obra: EL PAIS DE LAS MUJERES, la historia de Viviana, presidenta de la República de Faguas, líder y fundadora del Partido de Izquierda Erótica.

    7. La escritora Española María Dueñas se dio a conocer en 2009 con su obra El tiempo entre costuras . Muchas personas se han enamorado de la historia de Sira Quiroga, que avanza entre los mapas, la memoria y la nostalgia, transportándonos a los enclaves coloniales del norte de Africa, el Madrid Pro Aleman de la pots guerra y a una Lisboa llena de espías y refugiados.

    8. Nada y así sea es el título con el que se publicó el diario que Oriana Fallaci llevó mientras cubrió la guerra de Vietnam, Oriana fue una escritora, periodista y activista italiana, la primera mujer de su país corresponsal de guerra.

    Este texto, se convirtió en una gran crónica periodística de los horrores de la guerra, en el testimonio de la precariedad con la que un país y su gente evitaban caerse a pedazos.

    Muchas otras mujeres y muchos otros libros merecen hoy la recordación y la invitación para que los disfrutemos, visiten nuestra biblioteca virtual y compártannos también nuevos títulos.

  • Nació una molestosa

    Me la encontré en un oscuro salón de universidad. Yo en mis ansias de hacer, ella en sus ansias de continuar. La felicidad que me inspiro encontrarla no tiene dimensiones. La vi como siempre morada y mirando fijo a los ojos.

  • No cambiaremos el fusil por la escoba

    “Las mujeres de las FARC hemos sido por muchos años obreras de la revolución, obreras de la vida y obreras de la esperanza”

  • No es de locas...y si es de locas, ¿qué?

    Cuenta la Historia que las mujeres eran diagnosticadas como “histéricas” cuando alzaban la voz reclamando sus derechos, cuando se revelaban ante alguna expresión de violencia, cuando hablaban de temas poco “decentes”, o sea, cuando tenían algún comportamiento por fuera del que la sociedad les había impuesto.