Columnista

Sonia González

Guerrillera del Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano, (BOCAC) de las FARC-EP

Conflicto armado, violencia sexual, mujeres, indígenas...elementos comunes de la historia de nuestro continente.

La memoria de las mujeres mayas que sobrevivieron al conflicto armado guatemalteco está marcada por la violencia patriarcal, venida de enemigos y camaradas.

No cabe duda que poco a poco la sociedad ha ido cambiando los estereotipos definidos artificialmente para hombres y mujeres. No cabe duda que el futbol ha dejado de ser un deporte en el que participen solamente hombres para abrirse cada vez más a que las mujeres puedan tener sueños propios y esfuerzos dedicados a ingresar al mundo del, por muchos considerado, “deporte masculino”.

Sonia.jpg

Después de un largo recorrido desde La Habana con escala en Bogotá y luego en Cali, finalmente nos encontramos en el departamento del Cauca, en el campamento de pre-agrupamiento la Nueva Colombia del Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano BOCAC.

La lucha de las mujeres kurdas no es un fenómeno reciente, las mujeres kurdas han crecido respirando una identidad de mujer luchadora.

Pero esto no es nuevo, ya a finales del siglo XIX había mujeres como Kara Fatma, una mujer kurda que lideró un batallón de 700 hombres en el Imperio turco.

Durante toda mi vida, solía rodearme de amigos con quienes sentía que tenía más cosas en común. Siempre me llevé mejor con los hombres, que con las mujeres.

Una compañera me recomendó escuchar una canción titulada La Rabia, me conmovió escuchar este tema tan comprometido con la realidad de los barrios Argentinos. Me sorprendió ver a esta cantante de rap, y aun más porque esta mujer canta en francés un rap que habla de Argentina, entonces me puse a buscar sobre ella y quiero compartirlo con ustedes.

Hoy 20 de Julio queremos recordar a grandes mujeres a las que Colombia y América les deben enorme gratitud, fueron valientes luchadoras, revolucionarias que ofrendaron sus vidas por la libertad de nuestra patria, que derramaron su sangre por los suelos de nuestra América, “ellas son la historia oculta de la independencia”.

Hoy en los campamentos guerrilleros, en las distintas comisiones y misiones, en La Habana, en hombres y mujeres insurgentes germina la inspiración sobre el futuro al cual nos vemos avocados. Mucha de la creatividad guerrillera en torno a nuestros ideales, afloran.